recentposts

Los supermercados de Las Farc

Bogotá, 19 de febrero de 2018.- Las propiedades incautadas, 60 locales comerciales de razón social Supercundi, Merkandrea y Mercafusa, estaban ubicados: 10 en Bogotá, ocho en Cundinamarca, cuatro en Tolima y dos en Quindío, el resto en diferentes zonas del país, pero todos avaluados en 650.000 millones de pesos.

Getty Images
COMPÁRTA ESTE POST


Para la Fiscalía se trata de la ocupación de bienes más grande en la historia del país a testaferros de la extinta guerrilla de las Farc. “En total se afectaron con fines de extinción al derecho de dominio 5 sociedades, 60 establecimientos de comercio, 70 cuentas bancarias, 7 casalotes, 4 predios rurales, 29 lotes urbanos, 15 apartamentos, 3 casas, 7 locales comerciales y 27 vehículos”, dijo Andrea Malagón, la directora de extinción de dominio de la Fiscalía.
Según Malagón la propiedades estaban a nombre de los hermanos Mora Urrea: Norberto, Uriel y Edna, supuestos testaferros de las Farc y capturados en la mañana de este lunes en un búnker que improvisaron en una casa que fue incautada.
“Los testimonios recogidos en la investigación, permiten remontar la relación de esta familia con la entonces organización insurgente a épocas anteriores a la zona de distensión del Caguán”. La Fiscalía aseguró que los supermercados que fueron objeto de extinción de dominio servían como fachada para una millonaria operación lavado de activos y lo hacían ofreciendo productos a precios por debajo del mercado, se hacían llamar “los amos del ahorro”.

“En algunos casos los precios llegaban incluso a ser inferiores a los pagados a los fabricantes, al punto de ofrecer morrales a $44.000, cuando su valor real, en la tienda de línea, es de $74.900”. 

 Los hermanos reportaron un incremento patrimonial que en menos de 10 años superó los 30.000 millones de pesos, para la Fiscalía exagerado y que no pudieron justificar.







Con información de EFE y AP



MCN.COM.CO no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Este medio se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.